Home » » Senderos de gloria

Senderos de gloria

Written By azua fm radio on sábado, 2 de marzo de 2019 | marzo 02, 2019

  • Senderos de gloria
  • Senderos de gloria
  • Senderos de gloria
  • Senderos de gloria
Rienzi Pared Pérez
Santo Domingo
La disciplina militar es un código de conducta que implica normas y reglas que pretenden alcanzar objetivos, en procura de una socialización de dichos procesos entre la cadena de mando para que la institución logre alcanzar una disciplina óptima.
Ahora bien, ¿estaría esa cadena de mando en condiciones de aceptar una orden que vaya en contra de la vida misma? Durante el juicio de Nuremberg salió a relucir que muchos de los militares alemanes -durante la atroz acción en los llamados Campos de Concentración- hicieron lo que debían, según ellos, porque estaban apegados a cumplir órdenes superiores.
En el Congreso de la Sociedad Internacional del Derecho Militar y de Derecho de Guerra celebrado en Grecia en 1997, se aprobó la siguiente recomendación sobre el particular: “Las reglamentaciones disciplinarias deberían establecer un procedimiento mediante el cual los subordinados puedan ejercer, sin perjuicio para ellos mismos y sin que signifique una falta de disciplina, su derecho y su deber de no obedecer órdenes cuya ejecución implicaría, ostensiblemente, la perpetración de un crimen de guerra”.
Sobre este tema trata la cinta “Senderos de gloria”, del maestro Stanley Kubrick.
Durante la Primera Guerra Mundial un general del ejército francés, dictó una orden a uno de sus regimientos, anclado en una de las trincheras, para avanzar y posicionarse de un punto estratégico y evitar el avance del ejército alemán.
A raíz de estos acontecimientos, el general Mireau (George Macready) principal responsable de dicho ataque, convoca un “Consejo de Guerra” para dar un escarmiento y un “mensaje”.
Definitivamente, a veces no logramos entender al ser humano porque es una máquina perfecta para hacerse daño a sí mismo y a sus semejantes. El horror de la guerra saca a relucir los más bajos instintos del animal irracional que llevamos dentro, y lo dejamos fluir para convertirnos en bestias salvajes sin alma.
La película retrata el espanto y el terror de unos soldados ubicados en un escenario muy diferente a lo ideado en sus mentes. El drama que viven los soldados es abusivo debido a la cadena de mando de unas autoridades perversas, alienantes y malvadas que solamente el sentido de justicia de la historia puede resarcir.
“Senderos de gloria” mereció varios premios internacionales.  
1- Tanto la película como la novela original están parcialmente inspiradas en acontecimientos reales: la ejecución durante la Primera Guerra Mundial, por insubordinación, de cuatro soldados de la Brigada 119 de infantería del Ejército francés.
2- Stanley Kubrick se acercó a Kirk Douglas con el guion que instantáneamente se enamoró del mismo, diciendo lo siguiente: “no creo que esta película consiga ni un centavo pero tenemos que hacerla”. Las palabras de Kirk Douglas resultaron ser bastante proféticas ya que la película no fue un éxito en la taquilla.
3- Winston Churchill dijo que la película era una representación muy exacta de la guerra de trinchera, y el funcionamiento, a veces equivocados de los altos cargos militares.
4- La película fue prohibida en España por la censura durante la dictadura de Franco, por su mensaje anti-militar. No fue estrenada hasta el año de 1986.
5- Su proyección, en 1958, en Bruselas, desencadenó importantes incidentes por las presiones de las autoridades francesas y de las asociaciones de ex combatientes franceses y belgas, que se negaban a aceptar la imagen que se proyectaba del ejército francés. Las presiones del consulado francés consiguieron que se suspendiese la proyección de la película, lo que a su vez encendió las protestas antimilitaristas.
6- Las presiones oficiales francesas consiguieron que la United Artists llamara a la suspensión de la proyección para insertar una nota explicativa y el himno de La Marsellesa al inicio del film. Con esta añadidura, la película volvió a proyectarse en Bruselas. Sin embargo, Suiza prohibió su proyección, y la United Artists simplemente no se atrevió a presentar el film en Francia hasta 1972. Finalmente fue estrenado en el país galo en 1975.
7- En 1992, la película fue considerada «cultural, histórica y estéticamente significativa» por la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos y seleccionada para su preservación en el National Film Registry.
Share this article :

No hay comentarios:

Publicar un comentario